Israel no ha sido descartada por Dios (Romanos 11:1.12

Originalmente publicado en La gracia de Dios:

'Grenada (also known as “The Island of Spice”) is one of the smallest countries in the world at only 132.8 square miles. #FunFactFebruary #KateandMack'

Es incredible que algunos creyentes hayan descartado a Israel como pueblo de Dios. Quizas ustedes no lo sepan, pero a pesar que está tan claro en este capítulo de la epístola a los Romanos que lo que ha pasado es solo temporal, muchos no lo entienden así.

Veamos verso por verso lo que la Palabra de Dios dice en este pasaje.

Romanos 11:1-12

Vs. 1 “¿Que digo entonces? Dios no ha rechazado a su pueblo ¿verdad? ¡Nunca tal suceda! (Muera ese pensamiento). Porque también yo soy Israelita, descendiente de Abraham, de la tribu de Benjamin.

Pregunta: ¿Está Pablo hablando de judíos o de gentiles en este verso? Menciona a Abraham y dice ser de la tribu de Benjamin. Se autodenomina “Israelita”. Por tanto, todo esto deja claro que está hablando de judíos ¿no?

Vs. 2 Dios no ha rechazado a Su gente a la cual conoció. ¿O no sabes lo…

Ver original 475 palabras más

Publicado en Anuncios | Deja un comentario

JUAN 6:44 Y LA ATRACCIÓN DEL PADRE

JUAN 6:44 Y LA ATRACCIÓN DEL PADRE

Por Carlos Leandro Ramírez

Unos de los versículos que más resaltan (o ha sido resaltado) con respecto a la doctrina de la salvación es precisamente este Juan 6:44 “Ninguno puede venir a mí, si el Padre que me envió no le trajere; y yo le resucitaré en el día postrero.” Este versículo da a entender, así, a primera vista, que Cristo está afirmando que nadie puede venir a él sin la previa intervención del Padre, o sea, ninguna persona puede venir a Jesús por iniciativa o causa propia a menos que Dios el Padre obre en esa persona a llevarla a Jesús.

Los cristianos que ven esto en el texto, es porque en realidad, como la gran mayoría de todos nosotros los cristianos, hemos o han leído algún libro, folleto, artículo o predicación sobre el tema de la salvación donde dicho versículo es citado para apoyar la idea que los hombres no pueden venir a la salvación a menos que Dios se mueva a hacerlos buscar la salvación, esto ocurre inevitablemente porque necesitamos aprender los fundamentos básicos de nuestra fe, aquí es cuando recurrimos a dicho material y cuando ya hemos avanzados, damos por hecho que estas enseñanzas básicas no deben ser revisadas a la luz de lo que el texto bíblico nos va mostrando cuando profundizamos en él, y en vez de eso, pasamos a acomodar el “texto bíblico profundo” en lo que ya previamente nos han enseñado los hombres, o en lo “básico” que nos han enseñado, porque es más fácil remodelar el viejo edificio que ya no cumple con las especificaciones requeridas, que construir uno nuevo derribando el antiguo, para satisfacer las nuevas demandas.

Pero lo cierto es que dicha idea (o interpretación) es un prejuicio, las personas simplemente aceptan que el texto quiere decir esto: “todos los que vienen/aceptan a Jesús, es debido a que Dios el Padre los condujo (incitó, coerció, manipuló) a hacerlo” sin más.

No haré más preámbulos para el punto de este artículo, simplemente iré al grano. El Texto no dice lo que nos han enseñado tradicionalmente que dice, por favor, si el lector es paciente conmigo, le haré un bosquejo de lo que realmente dice el texto:

– Nadie viene a Jesús, si el Padre no le resulta atractivo (deseable).

– El Padre resulta deseable para algunos porque el Padre ha sido “gustado” por algunos.

– Estos algunos gustaron de Dios cuando él habló por los profetas (o por lo que habló por los profetas).

– Jesús es el Padre hablando en forma directa (no confundir con unicidad/unicitarismo)

– Por eso quienes gustaron del Padre cuando habló por los profetas(o por lo que habló por los profetas) inevitablemente vienen a Jesucristo.

– Quien no gustó del Padre cuando habló por los profetas, muchos menos, o, es imposible que venga a Jesucristo.

– Los que mandó el Padre que Jesús buscara (“todo[s] lo[s] que me diere” v. 39), son aquellos que gustaron del Padre por los profetas: el Padre ya ha determinado que en esos la salvación de Jesús es efectiva. La narración es descriptiva, no prescriptiva.

No haré una apología más extensa para esta interpretación del pasaje, creo que, si el lector es sincero en la búsqueda de la verdad, le será suficiente la mera comprensión de lectura y en este orden, le pido por favor, lea el bosquejo expuesto por este servidor y analice si encaja con el monologo de Jesucristo en el pasaje que va desde Juan 6:30 hasta el 6:65. Sí el lector no es una persona de mente abierta y que busca sinceramente conocer más, entonces creo, que explicaciones “con plastilina”, argumentos y refutaciones sobran. Y no es una exposición ad hominen, simplemente considero que el texto bíblico (sin prejuicios) es claro.

Lo único exegético que añadiré al artículo, tiene que ver con la primera afirmación del bosquejo, ya que es la que veo, necesita una justificación de esta interpretación “si el Padre no le trajere”, que es lo que dice la Reina Valera, por “si el Padre no le resulta atractivo (desable)”:

La palabra mal traducida en la versión Reina Valera como “trajere”, en griego es elko, observemos lo que dice el Diccionario Expositivo de Palabras de Nuevo Testamento Vine:

(ἕλκω, G1670) , atraer. Se diferencia de suro (véase Nº 6) de la forma en que atraer se diferencia de un arrastrar violento. Se usa de sacar una red (Jua_21:6, Jua_21:11; cf. el Nº 6 en v. 8); Trench señala, «en los vv. 6 y 11 se utiliza elko ; porque allí se significa atraer la red hasta cierto punto; por los discípulos a sí mismos en el barco, por Pedro a sí mismo sobre la orilla. Pero en el v. 8 elko cede su lugar a suro porque no se significa aquí otra cosa que el arrastre de la red, que había sido atada al barco, y siguiéndole por el agua» (Synonyms ,¶xxi).

Este significado menos violento, generalmente presente en elko , pero siempre ausente en suro, se ve en la utilización metafórica de elko , para significar la atracción por el poder interno, por impulso divino (Jua_6:44 ; Jua_12:32). Así en la lxx (p.ej., Can_1:4 , y Jer_31:3 , «con amor te he atraído»). Se usa de una acción más vigorosa, de sacar una espada (Jua_18:10); de arrastrar a personas de o a un lugar (Hec_16:19 ; Hec_21:30); y así también en Stg_2:6 , «arrastrar». Véanse ATRAER, DESENVAINAR, SACAR, TRAER.¶ (Énfasis nuestro.)

Vemos pues, que el prejuicio teológico es tan fuerte, que el autor del diccionario tiene que tratar de encajar estas atracciones pasiva y activa, respectivamente; con la idea de la “coerción de Dios sobre el hombre”, aun cuando el mismo autor describe la diferencia de estas dos tipos de atracciones como la que hay o existe cuando uno es atraído por amor: el amor si bien es inducido, es causa propia del enamorado y no del que enamora.

En resumen Dios atrae enamorando, no “obligando” o manipulando la libertad o decisiones de las personas. O sea, Dios no trae las personas, sino que las atrae en el mismo sentido que el olor de pan no me trae a la panadería, sino que me atrae hacia la panadería.

Ahora, la estocada final a esa interpretación burda (a mi parecer), es el hecho que una revisadita a la morfología del griego, nos dice que la atracción a las personas es hacia el Padre, no hacía Jesús; en otras palabras el texto no dice quiere decir “las personas vienen a mí (Jesús) porque el Padre las trae a mí” sino “las personas vienen a mí (Jesús) porque el Padre las trae a él”, esta última frase sería la correcta si miramos la morfología del griego, aunque tiene una contradicción, a menos que usted sea unicitario, y es que al final ¿las personas son traídas a Jesús o al Padre?, pero no las dos a la vez (considerando que la idea de atracción, o tracción más bien, es excluyente para este caso, ya que en otros casos recibir a Jesús es recibir al padre; no voy a profundizar este tema: por qué aquí sí es excluyente la identidad del objeto de la atracción mientras que en otros casos no; bueno no seré malito, lo aclararé un poquito: porque aquí el mecanismo de la “atracción” es la autoría de la revelación, y el autor de lo revelado es el Padre: Jesús, el hijo, la segunda persona de la trinidad o el Jehová revelado del A.T. es el medio, y en este sentido no se puede ser el medio y el autor a la vez, es por esto que aquí sí son excluyentes las identidades del sujeto pasivo de esa atracción)*, es por eso que debemos considerar que al revisar también la semántica (como ya lo hicimos) de la palabra traducida como “traer”, el mejor sentido sería “las personas vienen a mí, por la atracción que sienten por el Padre (que ya se les ha revelado por los profetas del A.T., les ha gustado y yo soy la mejor o máxima revelación de él)”.

Ya me imagino las hordas de calvinistas saliendo a comentar que la salvación es un asunto de la soberanía de Dios, que el hombre solo es responsable por condenarse, etc. etc.

Bueno, para no convertir este blog de bendición en una trinchera devastada por la guerra, les dejo dicho que no he refutado el calvinismo en este artículo (ni con esto quiero decir que estoy reconociendo que este sea bíblico), simplemente he demostrado que el versículo como tal, no dice lo que tradicionalmente nos han inducido que dice.

El que tiene ojos para leer, que lea.

Dios les bendiga.

Carlos Leandro Ramírez

* Me vi tentado a omitir el contenido de este paréntesis debido a que los hispanohablantes no nos caracterizamos mucho por la comprensión de lectura, pero no quise perjudicar a los que se esfuerzan y/o han profundizado ya, por beneficiar o no estorbar a los que apenas comienzan a estudiar doctrina bíblica.

**Carlos Leandro Ramírez es un colaborador de este blog.

Publicado en Apologética, Carlos Leandro Ramírez | Etiquetado , , | 3 comentarios

La Semana Mayor y el desinterés de los fieles

La Semana Mayor y el desinterés de los fieles

Por Daniel Brito

Hace unos años que escribí sobre el desinterés moderno de los Cristianos durante Semana Santa, después de haber leído en otro blog el artículo de un pastor Nazareno expresando el mismo desinterés en los fieles. Él preguntaba por qué entre los Evangélicos no había interés por sermones de la muerte y Resurrección de JESÚS. Su respuesta es que los pastores Evangélicos no quieren ser como los Católicos, y de ahí el desinterés.  Siga leyendo →

Publicado en Palabra Diaria | Etiquetado , | Deja un comentario

ENTENDIENDO LA CRUZ Y LA RESURRECCIÓN Parte 2

ENTENDIENDO LA CRUZ Y LA RESURRECCIÓN

Parte 2

por Pablo Santomauro

—————

… CONTINUACIÓN

¿Cuánto tiempo puede un hombre sobrevivir en la cruz?

En 1617, Jacobus Bosius publicó una obra titulada “Crux Triunphans et Gloriosa”, en la cual nos cuenta de la crucifixión del apóstol Andrés, del cual se dijo que vivió en la cruz por dos días – también se refiere en la misma obra a la crucifixión de Victor, Obispo de Amiterna, que a pesar de haber sido crucificado cabeza abajo, sobrevivió por dos días. Bosius señala que, de acuerdo con Origen, éste era el período normal de sobrevivencia cuando no se usaban otros medios para terminar con la vida del reo. La muerte, en el caso de los que eran colocados boca abajo era acelerada por desnutrición, ya que era imposible beber o comer nada. (Bosius, Jacobus, Crux Triumphans et Gloriosa , Antwerp, 1617, pp. 8, 43,47,94, 112-115. Acorde con W.S. McBirnie, un acta preservada en la Iglesia de ST. Andrew en Patras, Acaya, donde él fue martirizado, dice que él fue crucificado a sobrevivió por tres días [The Search for the Twelve Apostles , Wheaton, Tyndale Press, 1977, p.85], cit. en Seed of the Woman, Arthur Custance.)

Una historia bien conocida y mencionada también por Bosius es la de Timoteo y Maura, un matrimonio que sufrió durante la persecución del emperador Diocleciano en el año 286 DC. Luego de ser horriblemente torturados, estos dos cristianos fueron crucificados juntos, y de acuerdo con testigos confiables, ellos sobrevivieron nueve días exhortándose uno al otro en la fe, expirando finalmente en el décimo día. Suponemos que ellos tuvieron acceso a agua, ya sea de lluvia o por mano de alguien presente. Sigue leyendo →

Publicado en Apologética, Doctrina | Etiquetado , | Deja un comentario

ENTENDIENDO LA CRUZ Y LA RESURRECCIÓN (Parte 1)

ENTENDIENDO LA CRUZ Y LA RESURRECCIÓN (Parte 1)

por Pablo Santomauro
—————
Nota:
El autor desea señalar que para la estructuración del artículo se ha basado, específicamente en secciones 5,6,7, 9,10 y 11, en el material publicado por Arthur Custance (1910-1985), erudito bíblico y científico originario de Canadá. Custance ha sido laureado profusamente en calidad de educador, investigador, ingeniero, antropólogo, teólogo y autor. Publicó extensos artículos para diferentes revistas académicas, varios libros, las afamadas ponencias conocidas con el nombre de “The Doorway Papers”, y su opus magnus, “The Seed of the Woman”. Corresponde dejar establecido que el material de Custance que hemos utilizado gravita en torno a la autoridad de la Escritura y la documentación histórica y científica disponible durante su vida. Las inferencias teológicas se desprenden de un proceso de razonamiento lógico basado en la información que provee la revelación de Dios en la Escritura y la investigación científica en las disciplinas de la biología, fisiología y antropología. Si bien nueva información ha salido a la luz desde que Arthur Custance planteó su tesis, nada significativo existe que pueda refutar conclusivamente su material. El autor de la obra a continuación, no se ha centrado en la perspectiva científica por considerar que esas disciplinas están fuera de su competencia, y por creer que el material bíblico es más que suficiente para apoyar las proposiciones presentadas y las conclusiones derivadas. Motivamos a aquellos lectores con inclinación hacia las disciplinas científicas, a realizar una simple búsqueda en el internet bajo el nombre “Arthur Custance”. Esto los llevará a encontrar un buen número de páginas con su material, y el estudio de estos escritos abrirá para el estudiante bíblico sagaz, una nueva dimensión que redundará en una comprensión más profunda de las cosas de Dios.  Sigue leyendo →

Publicado en Apologética, Doctrinas, Pablo Santomauro | Etiquetado , , | Deja un comentario

La “cruz” – ¿una mala palabra?

Originalmente publicado en Razon de la esperanza:

maxresdefaultUsted va al parque central, donde siempre andan personas pidiendo limosna; vendiendo algo; predicando algún mensaje. De hecho, usted puede dar vueltas por ahí para ver las nuevas doctrinas que hay en el ambiente. En esta esquina hay alguien nuevo dirigiéndose a un grupo pequeño. Se le puede escuchar diciendo, “El corazón de mi mensaje es…” y luego él pronuncia una palabra obscena. Usted reacciona tarde y escucha con cuidado. De nuevo dice: “El poder para vivir, ser justo delante de Dios, la vida eterna es…” y él pronuncia la misma palabra. Usted grita: Oiga amigo, muchos niñitos corren por aquí y por allá y hay mujeres presentes – ¿no puede decir algo más agradable que…esa palabra?

Pero exactamente así debió haber parecido la ciudad griega del primer siglo, corriendo hacia un hombre el cual se llamaba Pablo el apóstol. ¿Su horrible palabra? Stauros, “Cruz.” Él predicaba un mensaje de…

Ver original 618 palabras más

Publicado en Anuncios | Deja un comentario

¿Por qué van las personas al cielo?

Originalmente publicado en Razon de la esperanza:

Note que yo no dije cómo llegan ellos ahí, lo que yo quiero decir es por qué han viajado ellos allá y luego regresan para decirnos todo acerca de éste. Durante las últimas décadas, las personas se han lanzado a escribir sus experiencias del cielo – y unas pocas veces, del infierno – publicado los libros más vendidos y películas que han sido éxitos de taquilla.

Por mi parte tengo muchas dudas de los libros sobre “el turismo más allá de la vida”.

downloadUn título prominente destaca El Niño que Volviódel Cielo:Un relato extraordinario de familia, fe y milagros. Se comercializa como “Una verdadera historia”. Sin embargo, en enero 2015 ese éxito de ventas fue retirado bruscamente de los estantes cuando Alex Malarkey, el “niño” de este título, públicamente anunció que la historia de su viaje era falsa. De hecho, él había tratado de obtener una audiencia para su…

Ver original 1.361 palabras más

Publicado en Anuncios | Deja un comentario